Mimandote.com

Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

Respuestas: 15

Registrate en nuestra comunidad y podrás participar en los foros, encuestas y promociones
‹‹ Volver a Foro de Nutrición y Dietas:
Runruneo
05/05/10 (20:34)
Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.
Suscríbete a este hilo

¿Quién no conoce a alguien que se desmaye al ver la sangre o con el agobio de ir un día de verano achuchado en el metro o el autobús?
La mayoría de las veces se trata de un proceso absolutamente benigno, a pesar de su espectacularidad. Se agrupan en el nombre de síncopes vasovagales, haciendo mención al mecanismo por el cual el cerebro se queda durante un breve espacio de tiempo sin suficiente oxígeno para funcionar pero nunca tan poco como para dañarse. El individuo pálido, sudoroso, probablemente con los ojos “como en blanco” incluso puede que haya realizado sacudidas que aparentan epilepsia y haya emitido sonidos que recuerdan los estertores de alguien que se muere. Sin embargo, en pocos segundos (que suelen parecer una eternidad) “vuelve a la vida” y con menos susto que el de cuantos le rodean nos tranquiliza afirmando que se siente bien.
Son muy pocos los casos (aunque existen) de síncopes, llamémoslos, preocupante, bien por su larga duración (más de un minuto suele ser raro en los vasovagales) o porque tienen su origen en una enfermedad grave, bien cardiaca, bien cerebral (raro) o bien un proceso vascular pulmonar (tromboembolismo pulmonar, por ejemplo).
Por alguna extraña razón se identifica a la persona que los sufre con alguien afecto de alguna “debilidad”. Es frecuente escuchar la excusa “no valgo para nada”. Se suele achacar a una naturaleza demasiado impresionable.
Pero no es así. De hecho, en los adultos la causa más frecuente es un estímulo digestivo, el vómito, un empacho, un retortijón, etc.
Hay un antes y un después de la guerra de las Malvinas para comprender por qué nos desmayamos. Aquella guerra, terrible como todas, tuvo la peculiaridad de que los ingleses la dearrollaban lejos de su territorio y sin muchas bases cercanas, con lo que recuperar a los heridos era verdaderamente complicado. Podían llegar a tardar días y, dado que se trataba de heridos con amputaciones, evisceraciones, heridas terribles que eran incompatibles con la vida, cuando llegaban, lo único que esperaban encontrar era cadáveres. Y sin embargo, no era así, la naturaleza nos ha provisto con un mecanismo de supervivencia que se activa en esos casos para evitar la muerte. Consiste una especie de desconexión y redistribución de la sangre en los órganos de tal modo que no muramos desangrados. El estado en el que nos deja este mecanismo es lamentable, pero nos permite sobrevivir a las catástrofres como es una guerra.
Los que carecen de este mecanismo mueren sin remedio

¿Quién es entonces el fuerte, el que muere consciente o el que sobrevive tras el desmayo?

Sailara
Sailara
en respuesta
a Runruneo
05/05/10 (20:41)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

Lo que comentas sobre evitar la pérdida de sangre es alucinante, pero entonces no entiendo porque alguien que se corta las venas puede morir desangrado, en ese caso no existe este mecanismo?

Runruneo
Runruneo
en respuesta
a Sailara
05/05/10 (20:46)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

¿Sabes que los que se cortan las venas de las muñecas suelen sumergir sus antebrazos en agua caliente, porque si no no se mueren? La vasoconstricción refleja en condiciones adecuadas puede llegar a frenar la hemorragia en la sección de un vaso de un centímetro de calibre.

¿Has visto como se pone la piel de alguien que se desmaya? Ahí hay muy poca sangre, en esos momentos un corte debería ser muy profundo para llegar a sangrar siquiera unas gotas.

Sailara
Sailara
en respuesta
a Runruneo
05/05/10 (20:48)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

Y en el caso de paquirrin eso no hubiera funcionado, ese mecanismo de protección de la vida que tiene el cuerpo humano.
Un profesor de urgencias nos dijo que a paquirri se le habría salvado la vida simplemente con haberse taponado y después haberse sentado encima de la herida.

Breaker
Breaker
en respuesta
a Runruneo
05/05/10 (20:49)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

Runruneo al hilo de lo que acabas de comentar te voy hacer una consulta a ver que me dices al respecto.
El caso es que mi novia cada vez que tiene que sacarse sangre se desploma, se desmaya y si no estas cerca y no está tumbada se cae, le tiene pánico a la sangre, a su olor, a su testura, ¿esto tiene algún tipo de cura? ¿Qué se puede hacer al respecto?

Un saludo.

Sailara
Sailara
en respuesta
a Runruneo
05/05/10 (20:52)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

Hace poco una amiga mía que tenía problemas con el estómago, me parece que por culpa de una ostra, entro en el baño, se oyo un ruido como de haberse caido algo, la que se cayó era ella, pero nadie nos dimos cuenta =). Al cabo de unos 10 minutos apareció blanca-verdosa y con sudor frio. Nos dijo que se había caido redonda en el baño justo después de vomitar. No quiso ir a urgencias porque decía que era una lipotimia por el problema gástrico. Después cada vez que volvía al baño se volvia a marear, aunque como la acompañamos no llegó a perder la consciencia. Dijo que ese tiempo que había estado inconsciente había soñado y que le había venido muy bien porque se encontraba mejor. ¿Pero no fue mucho tiempo 10 minutos?

Runruneo
05/05/10 (21:00)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

10 minutos de síncope es una eternidad.
Lo que suele suceder es que se recupera la consciencia en el momento en el que la cabeza se coloca en el mismo plano horizontal que el corazón. Entonces, a pesar de que el cuerpo ha quedado en stand by la mínima presión de perfusión que existe alcanza para oxigenar el cerebro consciente. Si el sujeto está solo, lo que sucede es que puede quedar sentado o semi-recostado con la cabeza en una posición inadecuada y entonces la inconsciencia se puede prolongar.
Con respecto a la novia de Breaker, lo primero es desdramatizar el asunto, ya que carece de importancia. Por lo que cuentas se ha producido un reflejo condidicionado. Ten en cuenta que este es un mecanismo regido por el cerebro pero también muy primitivo (existe en todos los mamíferos que yo sepa) y no está bajo un control directo de la consciencia. Para ese animal que se debate por la vida que llevamos todos dentro no hay diferencia entre sufrir el mordisco de un león y desmayarse al llegar a la cueva y el que te hurguen las venas con una aguja. Podría intentar con un condicionamiento operante como se hace con las fobias, suele ser mano de santo y en una sola sesión a veces se llega a solucionar el problema.

Runruneo
Runruneo
en respuesta
a Sailara
05/05/10 (21:11)
Re: Lipotimias, síncopes, desmayos. Cuando la fortaleza se disfraza de debilidad.

En el caso de Paquirrín, creo que se seccionó la iliaca. Pedadzo tubarro de arteria, eso es más una manguera que otra cosa.
Pues mira, así de primeras recuerdo un tío que llegó en su coche a urgencias con una pierna y un muslo metidos en una bolsa, porque el propietario del equipaje llegaba en ambulancia.
Estaba semiinconsciente, quejándose de lo mucho que le dolía, pidiendo que le dejáramos morir "porque ya no era un hombre completo" (dramático ¿verdad?). Nos tocó a una enfermera y a mí la primera hemostasia, y en esas situaciones (para mí encima novedosa; suerte que no para la enfermera) uno hace lo que puede. Aluncinante, apenas sangraba; llegó el cirujano vascular y apenas habíamos cerrado nada ¡porque se habían cerrado los vasos ellos solos!